Tratamientos con Keratina desde casa: mima tu melena desde el interior al mejor precio.

A todas las mujeres que sufrimos de pelo crespo y quemado, esclavas del secador y la plancha, nos parece un sueño poder lavarnos el pelo y no tener que estar una hora intentado aplacar nuestra melena de leona. Gracias a los tratamientos con keratina, esto es posible… ¿Cómo trabajan estos tratamientos? Reponiendo la queratina natural que nuestro pelo pierde con el tiempo, por lo que, además de acabar con el encrespamiento, nos proporcionará un pelo más hidratado, fuerte, brillante, suave y, en algunos casos, liso como una tabla. Todo esto ha hecho que los tratamientos con keratina se conviertan en los más populares en peluquerías y centros de belleza. Eso sí, es muy importante que a la hora de hacerte un tratamiento con keratina te pongas en manos de profesionales y te asegures de que utilizan productos de calidad, porque si no, el resultado puede ser realmente desastroso. Otra opción, cada vez es más habitual, es hacerte desde casa el  tratamiento con keratina. Las ventajas son muchas: desde asegurarte de que estas usando productos de calidad a optar a precio muchísimo más bajos. ¿Estás preparada para vivir el sueño de tener una melena espectacular sin dejarte el pelo (y el sueldo) en el intento? Solo necesitarás comprar los productos adecuados (puedes hacerlo directamente en Internet) y ponerte manos a la obra.

¿Qué es realmente la keratina y para qué sirve?

En los últimos años los  tratamientos con keratina  para el cabello se ha convertido en un imprescindible  para todas esas personas que quieren lucir un pelo sano y brillante, e incluso,  la “panacea” para  aquellas que sufrimos el odiado encrespamiento. Por ello, hoy en día  encontramos este tratamiento, desconocido en España hasta hace unos años, en casi todas las peluquerías y centros de belleza.

Sin embargo, ¿sabemos realmente qué es  la keratina y cuáles son los beneficios que podemos observar tras su aplicación?

Lo primero que debemos saber es que La Keratina es una proteína fibrosa que se encuentra  en distintas zonas del cuerpo humano: la piel, el cabello y las uñas.

El cabello está protegido por una capa llamada cutícula, formada por una secuencia de escamas  alineadas en un solo sentido, que permite que el interior del cabello permanezca sano. Sin embargo, el abuso de tintes, secadores y planchas, la contaminación  y todo tipo de factores externos, van destruyendo la capa de queratina que el cabello posee de forma natural, que a su vez,  es la que protege la cutícula de nuestro cabello. El resultado: un cabello dañado, muy deshidratado y poroso.

Los tratamientos con keratina son un compuesto específico que actúa sellando la cutícula del cabello. La queratina se fusiona con las células capilares gracias a la aplicación de calor, eliminando la porosidad del cabello y restaurando la fibra capilar.

Hay que matizar que los tratamientos con keratina son progresivos, por lo que la restauración de la fibra, después de la primera aplicación, puede variar de un 60 a un 90%. Por lo que, tras el uso continuado de un tratamiento con keratina, el cabello quedará cada vez más sano, dócil, con un brillo increíble y un liso natural.

¡A que esperas para probarlo! Lucir un pelo brillante, sano y joven nunca fue tan fácil.